Consejos para volar drones dentro de casa o en indoor

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Con la llegada primero de los Tiny Whoops, y ahora de los micro brushless whoops, volar dentro de casa o en espacios cerrados puede ser un desafío interesante, tanto para aprender a volar, como para adquirir nuevas habilidades o simplemente divertirse. En este artículo voy a darte algunos consejos para volar drones dentro de casa.

¿Volar drones dentro de casa sirve de algo?

Lo primero que se pregunta alguien que nunca ha volado drones es si sirve de algo volar drones dentro de casa, teniendo fuera tanto espacio donde volar, siendo más seguro. La respuesta es clara, sí, volar dentro de casa o en indoor es la mejor manera, tanto para empezar, como para adquirir nuevas habilidades.

Aprender a volar drones dentro de casa puede ser un desafío, pero vale completamente la pena. Es más recomendable empezar a aprender a volar micro drones desde la tranquilidad de tu casa, que salir al exterior y estar sujeto a reglas y normativas de drones.

Otra de las razones para volar en interiores es cuando hace mal tiempo en el exterior, puedes aprovechar cuando llueve, hace mucho viento, frío o nieva para seguir disfrutando de tu hobby favorito dentro de casa o en algún local cerrado, o también puedes practicar con los mejores simuladores de drones de carreras y continuar adquiriendo nuevas habilidades.

¡Ya has visto que no toda la diversión esta ahí fuera! Con el drone adecuado puedes tener horas y horas de diversión con tus amigos e incluso hacer carreras de microdrones como la del siguiente vídeo:

Como has visto, la diversión está asegurada. Tan solo aparta los muebles u obstáculos que puedan entorpecer y planifica un circuito según tu nivel de habilidad y la de tus amigos. A partir de aquí puedes añadir desafíos para superar como pasar por debajo de alguna silla o mesa, colgar a diferentes alturas aros que puedes hacer fácilmente con un royo de alambre grueso e intentar pasarlos por en medio. Esta es una manera divertida de comenzar a aprender a volar o mejorar tus habilidades con estos pequeños drones.

¡Tu imaginación es el límite para crear un circuito dentro de casa o en un local cerrado!

Qué drone elijo para volar drones dentro de casa

Los mejores drones para volar en indoor o en casa son los que no superan los 65 mm o 75mm de diagonal de motor a motor como mucho, es decir los famosos tiny whoops o brushless whoops que caben en la palma de la mano. Personalmente prefiero los de motores brushless porque puedes sacarlo a volar en parques y jardines gracias a la potencia de sus motores si te cansas de volar drones dentro de casa.

Tienes tiny whoops muy baratos para volar en FPV o brushless whoops un poco más caros si quieres grabar en HD. Algunos de los más populares son:

Junto al drone, te recomiendo que compres 5 o 6 baterías extra, no es un desembolso muy grande y te dará más minutos de vuelo y más diversión 😉

Cómo empezar a volar drones dentro de casa

Empieza despacio y poco a poco

Una vez te hayas comprado tu primer drone de interior, debes empezar a volar poco a poco, sin realizar movimientos bruscos. Comienza a volar con patrones, es decir, primero realiza movimientos básicos hacia adelante y hacia atrás, luego hacia los lados, y cuando lo tengas controlado, empieza a hacer círculos en la habitación.

Las carreras y circuitos de obstáculos vendrán mas adelante, primero acostúmbrate a manejar el micro drone, a dominarlo, esto te dará seguridad que más tarde aplicarás cuando salgas a volar el drone al exterior.

Practica unos días el vuelo con un buen equipo FPV, ¡¡sin darte cuenta estás poniendo las bases para ser un buen piloto!! 😉

Despeja la habitación

Aunque estos tiny whoops son prácticamente inofensivos ya que las hélices vienen cubiertas, te recomiendo que retires jarrones, copas o cualquier objeto que pueda ser susceptible de ser golpeado y termine en el suelo hecho mil pedazos ya que si estamos en la etapa de aprendizaje, los pequeños objetos serán con lo primero que golpearemos nuestro drone.

Ten cuidado con las personas y animales

Cuando empieces a volar un micro drone, intenta que en la habitación no haya gente, ya que aunque estos pequeños drones lleven las hélices protegidas, un impacto en la cara de algún familiar con el drone a cierta velocidad puede tener como resultados magulladuras e incluso cortes.

Lo mismo lo aplicaremos con nuestras mascotas, intenta que no se encuentren en la misma habitación para no estresarlos con el sonido de los motores.

Evita paredes y techos

Las paredes y los techos produce un efecto succión si te aproximas mucho debido al flujo de aire con lo que el drone se vuelve inestable. A menos que lleves practicando varios días con él, evítalos si no quieres terminar con el drone por los suelos.

Si ya tienes práctica volando en interiores, puede volverse un desafío volar pegado a techos y paredes, sobretodo si añades alguna puerta.

Nivel avanzado: Obstáculos y puertas

volar drones dentro de casa

Una vez lleves unas cuantas baterías gastadas en volar drones dentro de casa, llegará un momento en el que querrás subir de nivel. Es aquí cuando podrás comenzar a colocar puertas y obstáculos a modo de crear un circuito casero.

Uno de los elementos comunes más sencillos de utilizar es la de colocar sillas en el pasillo, de esta forma practicarás pasar por debajo de éstas. También puedes volar el drone por debajo de las mesas, es una buena manera de practicar los giros cerrados.

Otro elemento indispensable que puedes realizar es el de sacar el tiny whoop por las ventanas, y si tienes un terraza, la diversión se incrementa, ¡¡pero no lo lleves muy lejos!!, una pequeña brisa podría arruinarte el vuelo.

Para crear puertas puedes realizarlas con alambre grueso dándole forma de aro, una vez las tengas hechas colócalas por las paredes y techos, es una manera genial de mejorar tus habilidades como piloto al pasar el tiny whoop por estos aros.

Conclusiones

Volar drones dentro de casa se puede realizar con tiny whoops o brushless whoop, no es nada aconsejable intentarlo con drones mas grandes como los típicos de 5 pulgadas, es más, desde DroneManía lo desaconsejamos totalmente.

Con un tiny whoop o brushless whoop puedes comenzar a dar tus primeros pasos como piloto de drone, o si ya tienes cierto nivel, aprovechar el mobiliario de casa o algún local cerrado para crear pequeños circuitos donde practicar el vuelo del drone.

Una vez tengas práctica con el manejo de estos pequeños drones, ya puedes ir pensando en dar el salto a los drones de carreras y FPV 😉

Y tú, ¿qué otros consejos darías para volar drones dentro de casa?, ¡¡¡déjanos tus sugerencias en los comentarios!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *